Visor de contenido web

Orden Neuroptera

Los Neuropteros constituyen un orden de Insectos holometábolos, endopterigotos (con metamorfosis completa), caracterizado por poseer dos pares de alas membranosas, con una venación muy marcada y primitiva, que llega a formar un retículo (Neuroptera, del griego neûron, "nervio" y ptéron "ala"; "alas con nervios"). Presentan la cabeza dirigida al frente o hacia abajo, el tórax muy estrecho y abdomen generalmente largo. Incluyen, entre otros, las comúnmente conocidas como crisopas y las hormigas león.

Antiguamente se incluían en Neuroptera los órdenes Raphidioptera y Megaloptera, que en la actualidad se consideran por separado, y los Neuroptera en sentido estricto, que se conocían también como Planipennia. Los tres órdenes forman un grupo monofilético, aunque las relaciones entre los tres son todavía controvertidas (Aspöck et al., 2012).

Se trata de un grupo muy diversificado, con registro desde el Pérmico (hace más de 250 millones de años), aunque la mayoría de los fósiles se limitan a fragmentos de alas, y son de difícil adscripción taxonómica.

Los Neuroptera tienen una distribución prácticamente cosmopolita, aunque muchos grupos están presentes solo en el hemisferio sur del viejo mundo (centro y Sur de África, sur de Asia y Oceanía). En la actualidad se conocen unas 6.000 especies (Zhang, 2013).

Como el resto de Insectos presentan el cuerpo dividido en tres regiones o tagmas:

  • Cabeza. Puede ser prognata o hipognata, según el grupo. Presentan ojos compuestos bien desarrollados y pueden o no tener ocelos. Las antenas son en general largas y filiformes, aunque en algunas familias (Ascalaphidae o Mymeleontidae) terminan en una maza o pueden ser pectinadas en los machos (Dilaridae). Las piezas bucales de los adultos son en general masticadoras, pero en algunos grupos pueden estar reducidas o modificadas. En las larvas esta parte pueden estar formada por un tubo succionador.
  • Tórax. Con los tres segmentos habituales, protórax, mesotórax y metatórax, aloja dos pares de alas membranosas y transparentes (aunque pueden presentar zonas pigmentadas), generalmente iguales, salvo en algunos grupos (Nemopteridae), en los que las alas posteriores están modificadas. Presentan una venación primitiva con numerosas venas longitudinales y transversales que forman un retículo y pueden situarse en posición de tejadillo encima del abdomen o extendidas. Las patas están en general bien desarrolladas y son marchadoras, aunque algunos grupos pueden presentar modificaciones, como las patas raptoras de los mantíspidos.
  • Abdomen. Es estrecho, a veces muy largo y delgado, consta de diez segmentos, sin cercos y con la genitalia terminal. La genitalia de los machos puede ser muy compleja y es utilizada para el diagnóstico de las especies. Las hembras no suelen tener ovopositor, aunque en algunas familias está muy desarrollado.

Algunas especies se comunican mediante vibraciones del abdomen, que se transmiten a través de las hojas en las que están posados (Chrysopidae). Las hembras utilizan este sistema para atraer a los machos, aunque sólo desde distancias de pocos centímetros. En otros casos la atracción de los machos se realiza mediante feromonas (Mantispidae).

La reproducción es generalmente sexual,  y con fecundación interna. El macho tiene que introducir un espermatóforo en el interior del aparato reproductor de la hembra. Esta, dependiendo de la especie, pondrá los huevos con la ayuda de un ovipositor o no. Los huevos se suelen poner al final de un filamento largo y rígido pero flexible, a modo de pértiga, que se sujeta por el otro extremo a la vegetación para intentar que pasen desapercibidos para posibles depredadores.

Los Neuroptera son Insectos holometábolos, con metamorfosis completa. Después de que eclosionen, los huevos tendrán que pasar por los estados de larva y pupa, antes de llegar al adulto.

Las larvas son de tipo campodeiforme, depredadoras activas, muy móviles, con piezas bucales de tipo masticador, pero modificadas para perforar y chupar. Producen enzimas digestivas que inyectan a sus presas para después succionar el contenido de su cavidad corporal. Además, casi la totalidad de las larvas son capaces de segregar un veneno que inyectan en la presa a través de las mandíbulas, y la paralizan mientras es devorada. Pueden ser acuáticas (no presentes en la Península Ibérica, ni en Baleares), pero en su mayoría son terrestres.

En algunos grupos excavan túneles en forma de embudo en suelos arenosos, en los que esperan al acecho a las presas potenciales que se acercan al borde (como las hormigas león, Myrmeleontidae). Otras especies están especializadas en excavar para atrapar a sus presas en el subsuelo. También existen formas larvarias que son ectoparásitas.

Para pupar construyen capullos ovalados o esféricos con seda, a menudo cementada con partículas del sustrato adheridas. Para la emergencia del adulto, las pupas cortan este capullo con sus mandíbulas.

Los Neurópteros adultos suelen ser depredadores de pequeños Insectos, o se alimentan de polen. Cazan principalmente otros artrópodos, algunos como los pulgones, la mosca blanca o los cóccidos, constituyen plagas para los vegetales, por lo que se consideran beneficiosos para la agricultura.

El hábitat de los Neurópteros es muy variado, las diversas especies se pueden encontrar en casi todos los, ecosistemas, biomas o climas. Dentro de los diferentes habitats en los que podemos encontrar las especies destacan zonas de hojarasca, troncos muertos, zonas cercanas a ríos, zonas arenosas, entre la vegetación, en cuevas o zonas subterráneas.

El número total de especies y subespecies presentes en el área ibero macaronésica asciende a 208, distribuidas en 3 subordenes y 12 familias: Suborden Hemerobiiformia (Familias Berothidae, Chrysopidae, ConiopterygidaeDilaridae, Hemerobiidae, Mantispidae, Osmylidae y Sisyridae), Suborden Myrmeleontiformia (Familias Ascalaphidae, Myrmeleontidae y Nemopteridae) y Suborden Nevrorthiformia (Familia Nevrorthidae).

En la Comunitat Valenciana, el Orden Neuroptera está representado por las siguientes familias:

  • Familia Ascalaphidae Rambur, 1842
  • Familia Chrysopidae Schneider, 1851
  • Familia Coniopterygidae Burmeister, 1839
  • Familia Dilaridae Newman, 1853
  • Familia Hemerobiidae Latreille, 1803
  • Familia Mantispidae Leach, 1815
  • Familia Myrmeleonthidae Latreille, 1803
  • Familia Nemopteridae Burmeister, 1839
  • Familia Sisyridae Handlirsch, 1908