Visor de contenido web

Superfamilia Ichneumonoidea

En la clasificación tradicional (hoy día solo se reconocen superfamilias dentro del orden, pero sigue siendo un medio práctico para separar grandes grupos de Hymenoptera), los Icneumonoideos constituyen una superfamilia de Himenópteros apócritos (caracterizados por presentar un estrangulamiento entre la segunda y tercera región corporal). Dentro de las dos secciones en que estos se dividen, parasitica y aculeata, pertenecerían a la primera, Himenópteros apocritos caracterizados por presentar un órgano de puesta, el ovopositor, en forma de taladro.

El parasitoidismo evolucionó una sola vez en Hymenoptera, durante el Pérmico, llevando hasta los apocrita, que surgen durante el Jurásico. Los Icneumonoideos aparecen hace 120 millones de años, entre el Cretácico temprano y el Jurásico tardío.

Generalmente negros, en temperaturas bajas, y de diferentes colores en temperaturas altas, se han descrito más de 100.000 especies con un tamaño que va de 3 mm a 13 mm. Presentes en todos los continentes, la mayor diversidad se da en la zona paleártica.

Son Insectos solitarios, con ecto o endoparasitismo y diferentes estrategias, dependiendo de la especie. El metasoma o gaster, generalmente con 10 segmentos, presenta el 9 y 10 modificados para albergar la genitalia y el ovipositor, este último está provisto de un canal a través del cual pueden inyectar veneno.  A pesar de su aspecto amenazador, no es capaz de picar.

Habitualmente perforan el cuerpo del hospedante con el ovopositor y pone los huevos en el interior del cuerpo de este. Sin embargo algunas especies ponen el huevo en la parte externa del hospedante, y desde allí las larvas pueden abrirse camino hasta su interior, o simplemente pueden adherirse al hospedante y alimentarse desde la parte externa. Muchas especies utilizan Polydnavirus (PDV), para que al poner sus huevos en el interior del huésped el sistema inmunitario de éste no lo rechace; existen dos tipos de este virus, Ichnovirus (IV) y Bracovirus (BV).

Las larvas, al principio, se concentran en los órganos no vitales del hospedante, explotando sus reservas pero permitiéndole continuar viviendo. Cuando están casi completamente desarrolladas vuelven su atención a los órganos esenciales y lo matan. Después pupan en capullos sedosos. Estos capullos pueden formarlos en la parte interna del cuerpo del hospedante, que en esos momentos es poco más que una cuticula vacía, o en la parte externa. El nº de parasitos por hospedante depende de los tamaños relativos del hospedante y del parásito y va desde uno hasta 100 o más.

Pueden invernar en la larva o pupa del hospedante o en forma de adultos. Habitualmente los machos mueren en otoño y solo las hembras fecundadas invernan.

Pueden parasitar áfidos, larvas de lepidópteros, de coleópteros, arañas, incluso sacos de huevos de arañas. De interés económico, Son considerados controladores biológicos de especies nocivas, aun cuando algunos pongan sus huevos en madera.

La superfamilia Ichneumonoidea incluye dos familias que se distinguen fácilmente por la venación de las alas anteriores y posteriores, y por los tergos del metasoma:

Los miembros de Braconidae son de menor tamaño que los de Ichneumonidae. Ambas familias están presentes en la Comunitat Valenciana.